5 consejos sobre cómo cuidar tu imagen en las redes sociales

Desde que las redes sociales se han instalado en nuestras vidas, más o menos voluntariamente, estamos en la red, sí, sí, aunque no tengamos perfil en Facebook. ¿Sorprendidos?
Hoy, internet ya es parte de nuestras vidas, por eso, es recomendable tener un perfil creado, fácilmente accesible y con la información que queremos compartir. Prueba a “googlearte” y verás qué información nuestra encontrará quien nos busque. Lo idóneo es hacerlo con cierta periodicidad sobre todo si nos encontramos en búsqueda activa de trabajo.

¿A qué se debe esa información encontrada? Son fotos, comentarios e incluso datos personales subidos por uno mismo o amigos y conocidos a modo de networking. Esto es como todo, tiene su parte beneficiosa por un lado: las redes sociales nos ayudan a mantener el contacto con las personas sean o no de nuestro círculo de amistades, a conocer realidades que suceden en distintas partes del mundo o a estar al día de las noticias a la par que te entretienen y alguna virtud más. Pero su lado cruz es que pueden dificultarnos encontrar un puesto de trabajo, ¿no os lo parece? Yo creo que sí, por ello, voy a justificarlo.

1. Érase una vez, la importancia de la imagen.

No dejes a la suerte la imagen que estés dando en las redes sociales.

¿Te preguntas por qué tu imagen se podría ver dañada en las redes sociales?

Aunque no lo creas las empresas, cada vez más, antes de contratar a un posible candidato, consultan su reputación online y puede llegar a ser un factor determinante a la hora de tomar una decisión.

¿Cómo debes mostrarte en tus perfiles?

About.me es una aplicación muy útil para tener un perfil con todas nuestras redes sociales (Facebook, Twitter, Linkedin y otras), sitios y demás información online. Se accede a través de una web con registro en la que se completa una especie de página personal con datos a mostrar de una manera muy simple. Queda tal que así:

about.me

¿Por dónde empezar a mejorar tu imagen?

1. Prohibido subir fotos bebiendo alcohol. Ni en Instagram, no.

Casi el mandamiento número uno. Y no sólo debes evitarlo tú si no educar a tus amigos para que dejen de hacerlo contigo. Se transmite una pésima imagen.

2. Fotos exponiendo excesivamente tu cuerpo, tampoco.

En ocasiones se puede mostrar demasiado tu cuerpo, en la playa por ejemplo y podrías avergonzarte en un futuro.

3. Activa la opción “aprobar etiquetas” en Facebook.

Ve a “Configuración” y en “Biografía y configuración del etiquetado” puedes revisar las publicaciones en las que tus amigos te etiquetan antes de que aparezcan en tu biografía.

Captura

Y si te han etiquetado ya en una foto y quieres eliminar la etiqueta, ve a la foto, abre el menú de la parte inferior, elige “eliminar etiqueta”. Cuando confirmes, se eliminará tu etiqueta y nadie más podrá etiquetarte de nuevo en la foto.

4. No escribas sobre temas sensibles de polémica.

Hablando de futuro, hoy puedes estar en desacuerdo o encendido con un tema de actualidad concreto o por el contrario muy a favor de una corriente; debes tener en cuenta que lo que puede parecerte aceptable hoy puede pasarte factura más adelante y que en temas como política, fútbol y otros acontecimientos sociales, es mejor mantenerse al margen ya que son susceptibles de generar problemas futuribles.

5. Pon tu información de forma privada.

Las redes sociales más populares cuentan con esta opción, de forma que puedes proteger la información personal y publicaciones que muestras. Haz uso de ella.

social-media-icons

2. La imagen en sí misma, la foto.

¿Qué foto de perfil tengo? La apariencia y el cuidado personal de la foto que expongamos como nuestra identidad, como presentación es un primer paso de reputación online. Habla no sólo de cómo somos físicamente si no de nuestra personalidad, nuestro estilo y hacia dónde nos dirigimos.

images

Tips: cuida los colores elegidos, la expresión del rostro, que se vean tus ojos, nada de gorros, gorras, sombreros, sonrisa relajada, cuidado básico del pelo y maquillaje, sin abrumes; el fondo sin demasiada estridencia que empañe o desvíe la atención a tu perfil, mejor que sean claros y con luz. Foto de medio cuerpo o primer plano es lo ideal.

3. La información que compartes.

La información que compartimos, lo que decimos y cómo lo decimos es lo que somos. Es decir, si no se nos conoce y se nos busca o encuentra en la red, esa información es nuestra primera tarjeta de visita, da una idea de quiénes somos. Piensa en la información que posteas ¿qué opinas sobre ella tras estas líneas? Sería ideal que empezáramos ya a cuidar nuestros tweets, posts y toda la información pública disponible en la red.

Linkedin es una herramienta muy eficaz para ello, tipo curación de contenidos, no solamente como búsqueda de empleo. Al tratarse de una red profesional, la información tiene un punto más serio y permite a quien consulta nuestro perfil conocer nuestra andadura tanto académica como profesional; por lo que se puede empezar por aquí ya que además es uno de los sitios web de más destino cuando nos buscan en internet.

En las redes sociales como Facebook, Twitter o Google+, sería ideal antes de compartir públicamente hacer una pequeña valoración y decidir publicar sólo la información que quisiéramos o que nos pareciera adecuado que un desconocido vea. Temas familiares, niños, momentos románticos y muy privados, intentemos mantenerlos a ese nivel.

4. De qué hablamos cuando hablamos de una marca.

Si además somos responsables de una marca personal propia o marca profesional a la que representar, la cosa suena más seria. Aquí puedes consultar unos pequeños pasos ABC para mantener una excelente reputación online.

– Ofrece siempre contenido de valor, ya es difícil, aunque sea mínimo. Noticias que interesen, trucos, novedades, piensa, lo que para ti es obvio, para tu público puede ser valor añadido.

– Planifica, no insertes información sin tiempo y forma, sin sentido y de poco interés. Además no todas las redes en las que se esté presente son iguales, ¿si no por qué han de existir? Reflexiona un poco sobre esto último. Tampoco en todas están las mismas personas. Hay que conocer mínimamente todas y establecer una estrategia sobre en cuales estar y sus acciones específicas para cada una en la que participemos. Ejemplo: Facebook es la más compleja de alcance (como fanpage no como perfil) , en Twitter puedes publicar mucho siguiendo la ley del 80/20 (80% contenido de otras fuentes y 20% tuyo), en Linkedin debemos interactuar más profesionalmente.

– Las redes sociales no son vallas publicitarias, puedes insertar publicidad, claro, pero no sólo publicidad, debes ser comunicativo y original y ofrecer algo más, lo contrario perjudica tu reputación. Establece conversaciones, las marcas deben saber actuar en un medio 2.0 y no comportarse como el antiguo 1.0 donde sólo emitían el mensaje y ¡ciao! Los consumidores de tu contenido o producto van a opinar y tú debes interactuar con ellos. Si lo cumples, das imagen de accesible y de confianza.

– Comparte, distribuye, ayuda, colabora, participa, intervén. Compartir contenido de valor en redes sociales es muy saludable para tu marca. No creas lo contrario, compartir es vivir. (Vale y un poco morir, pero poco ;-))

5. Crisis de reputación.

Es posible que tu marca se encuentre de repente en una crisis de reputación o imagen, por un cliente insatisfecho, un error propio, rumores malintencionados o una mala atención, entre otros. Mi consejo es que ante todo hay que dar la cara, pedir disculpas e iniciar la resolución cuanto antes. Gestionar la reputación online de una empresa es una de las labores del Community Manager.

Si sigues estos fáciles consejos vas a construir una imagen de marca excelente tanto para ti mismo como para tus marcas.

¿Has pensado alguna vez sobre esto? ¿Cómo son tus perfiles en las redes sociales? ¿Compartes la información que quieres? ¿Crees que es adecuada a un futuro cualquiera que sea? Imagina que te conviertes en un personaje muy famoso….

Gracias por leerme.

Laura Garrido

Anuncios

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. ¡Muy bueno! Consejos muy útiles

    Me gusta

    1. Muchas gracias María!

      Me gusta

  2. Luis Márquez dice:

    Geniales consejos Lau, nadie cómo tú para hablar de imagen y se te da estupendamente bien explicarlo. Seguiremos los consejos para cuidar nuestra imagen y si necesitamos algún retoque añadido, te contactaremos. 😉 ¡A por el siguiente!👏🏻

    Me gusta

  3. martabega dice:

    Muy interesante Laura! 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s